Si llevas algún tiempo leyendo mis entradas, sabes que uno de los temas sobre los que más me gusta escribir es sobre mitología. Más concretamente, me gusta tomar un mito clásico y desdibujarlo hasta adaptarlo a nuestra sociedad actual.

Realmente es fácil de hacer porque los mitos reflexionan sobre temas universales que a todos los humanos nos preocupan. Uno de los más importantes siempre ha sido el tema de la muerte y lo que hay más allá. Lo hemos visto cuando hemos hablado de la magia vudú, pero hoy nos centraremos en hablar de Erictón y un sistema de magia especialmente relacionado con la muerte: la nicromancia.

1. Erictón y la nicromancia en la literatura romana

Erictón es un personaje de la mitología romana que aparece en diferentes obras, pero su papel más importante es en la épica titulada Farsalia. Es conocida por ser la bruja de Tesalia y quien le revela a Sexto Pompeyo el resultado de la inminente batalla de Farsalia.

Lo más interesante de este personaje es cómo lleva a cabo sus adivinaciones. Es capaz de levantar a un soldado caído de entre los muertos para que pueda revelarle el futuro a través de sus pócimas y amenazas. Se trata de una bruja poderosa, si tenemos en cuenta todo lo que implica resucitar a alguien; pero se la trata con cierta malicia. Su hogar es, ni más ni menos, una sepultura y se la describe como una mujer espantosa que actúa y habla con violencia. Para tener clara la imagen que transmite este personaje, podemos fijarnos en el cuadro que John Hamilton Mortimer pintó en el siglo XVII de este personaje.

Hace innumerables apariciones en la literatura posterior, desde Fausto a la Divina Comedia, y siempre se la retrata de la misma forma. Su magia es espeluznante y macabra, siempre despierta a los muertos para conseguir predecir un futuro incierto llegando, incluso, a amenazar a los muertos o a otras criaturas monstruosas. Tal es su poder que se explica que a ella recurren todos aquellos que necesitan averiguar el futuro, ya que a cambio de grande sumas de dinero o algún sacrificio revivía a los muertos para averiguarlo.

2. ¿Qué es la nicromancia?

Ya conocemos a una de las brujas nicromantes más famosas de nuestra literatura clásica, detengámonos un momento a definir qué se entiende por nicromancia antes de avanzar.

Nicromancia es un término griego que une necros «muerte» con mantīa «adivinación». De esta forma, vemos que originalmente se trata de un tipo de magia adivinatoria que se basa en los muertos. Es decir, se trata de un tipo de adivinación basada en el examen de las vísceras de los cadáveres o la invocación de sus espíritus. De hecho, se trata de una práctica antigua común en la tradición mística de varias culturas como la egipcia, la mesopotámica o la persa.

Erictón va mucho más allá porque devuelve la vida a los muertos durante unos instantes para poder obtener los conocimientos que se alcanzan al otro lado. Y este límite traspasado nos ofrece un juego muy interesante para trabajar la nicromancia y el mundo de los muertos en ficción.

3. La nicromancia en la literatura y en la historia

No pretendo hacer una revisión de los tipos de nicromancia trabajados en la literatura, pero sí hablar sobre cómo este concepto ha ido evolucionando a través de los siglos, tanto a un nivel histórico como literario.

Cabe destacar que la práctica adivinatoria de la nicromancia era algo real que se practicaba en diferentes civilizaciones y que aún hoy se sigue haciendo: desde de la antigua Roma y su aruspicina, adivinación a través de vísceras de animales sacrificados a una divinidad, hasta el centro de África con la práctica vudú.

Debemos partir de la base que la literatura refleja la sociedad y, por ello, encontramos diferentes figuras nicrománticas en esta. Eso sí, la sociedad avanza y, con ella, la visión que se tiene de la muerte. Si nos centramos en una visión europea occidental, al inicio se entiende la muerte como un paso al infierno donde todos acabamos a morir; pero poco a poco va cambiando pasando por un Paraíso ideal cristiano hasta al agnosticismo actual.

De esta forma, la muerte deja de ser algo religioso y sagrado y podemos transformarlo en algo diferente. Actualmente, se escribe poco sobre una nicromancia adivinatoria y se tiende más hacia una nicromancia empleada como arma. Los magos o las hechiceras nigromantes emplean artes negras para dominar el mundo de los muertos y despertar criaturas que puedan luchar para ellos. Lo que tiene mucha relación con nuestra insistencia en vencer el paso del tiempo.

4. Reinvención del mito y del sistema de magia

De hecho, esta definición es la que suele emplearse en la mayoría de casos cuando se trabaja con un sistema de magia donde existe la nicromancia. Pero… ¿podemos darle alguna vuelta de hoja para crear algo original?

La muerte siempre ha sido un tema que, como mortales, nos ha llamado muchísimo la atención. Entender la muerte e imaginar un futuro después de un punto y final siempre ha sido el motor de cualquier sistema religioso y social. Con este sistema de magia, nos encontramos con tipo de magia que juega justamente con todo este otro mundo.

Con un sistema de magia nicromántica, podemos jugar con el sentido de la vida y de la muerte. La magia de Erictón nos dice que la vida más allá de la muerte nos otorga el conocimiento sobre el futuro y que traspasar el umbral nos otorga predicciones acertadas de lo que sucederá.

Pero podemos ir mucho más allá. Podemos crear toda una sociedad en la que la muerte funcione de forma diferente y que esta magia nos ayude a entenderla. ¿Y si el dios de la muerte tiene una misión para cada una de nuestras almas y debemos cumplirla, muertos o vivos? ¿Y si existen desperdigados por el mundo semidioses que se ocupan de controlar las almas de los muertos como si de energía cósmica se tratara? ¿Y si las almas sirven para entender el mundo, como sujetos de un experimento de una criatura demasiado curiosa, y debemos volver a nuestro creador para otorgarle todo lo que hemos aprendido? El límite a estas divagaciones lo pones tú.

-&-

Y eso es todo por hoy. Recuerda que la muerte siempre va a ser un tema que nos va a llamar la atención, solo tienes que saber qué papel otorgarle a esta otra vida en tu universo para que la magia nicromántica tenga un nuevo sentido.

Cuéntame, ¿has empleado este sistema de magia alguna vez?

 

Suscríbete a mi newsletter

2 Comentarios

  1. Muy interesante. De Erictón no tenía ni idea, la verdad, pero sí de los augures romanos que examinaban las tripas de los pájaros para adivinar el futuro.
    La idea que planteas está, que yo sepa, poco explotada. Recuerdo sólo dos usos de ella:

    1/ En el cuarto (y muy olvidable) libro de «La espada de Joram» los magos llevaban unos medallones llenos de algas y microorganismos que mataban para extraer energía mágica de ellos; cultivaban esta papilla orgánica en cubas industriales, de hecho. Resultaba ser una corrupción del concepto original de la magia que había en aquel mundo, a la que llamaban «vida»; de hecho, los que no podían usar magia eran denominados como «muertos».

    2/ En un cómic se mencionaba a unos científicos que habían descubierto que el cielo y el infierno eran dos máquinas descomunales en guerra perpetua que usaban las almas de los muertos como combustible. Llevados por la desesperación y el horror de que tras la muerte acabarían como gasoil, los científicos se suicidaban con bombas atómicas, que destruían sus almas con el pulso electromagnético provocado por la detonación.

    En ambos casos la idea no se explotaba. En el primero daba una nota de mal rollo; en el segundo, se mencionaba de pasada.
    Puede que hayas dado con un filón 😉

    • Oh, no conocía a ninguno de los dos. Eso sí, la de los científicos que se suicidan para no ser convertidos en combustible para un guerra que desconocen, me parece fascinante como la vida adquiere un valor totalmente diferente.

      Es posible que esta faceta de la nigromancia aún esté por estudiarse y trabajarse, quien sabe. La muerte como tema principal de una novela sí que se ha trabajado mucho, pero no se ha explotado en demasía qué sucede con toda ese energía al morir o cómo un mago podría utilizarlas para hacer vete tu a saber qué. La verdad es que tengo en mi libreta una idea que explora una de estas posibilidades, pero no sé si acabará viendo la luz o no xD

      ¡Gracias por comentar!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here